“Vamos a acabar con el huachicol”

img_6728Estas fueron las palabras del Presidente el día de hoy, palabras que resuenan de boca en boca por todo el país. Acabar con el huachicol en PEMEX, en CFE, en SEDESOL, en México se tiene que acabar con la tranza en todas las instituciones públicas y privadas. El huachicolero es el que roba, el que ordeña, el que diluye una ración o rebaja su calidad, el huachicol es un término que ni siquiera debería de existir. 

Llamémosle por su nombre a las cosas: el huachicolero es el tranza, el ladrón, el gandalla, aquel que se quiere salir con la suya engañando, vendiendo kilos de 900 gramos y litros de 800 Mililitros, es aquel que le sube al precio cuando ve la oportunidad o que no regresa el cambio completo. Es el que se mete en la fila o se estaciona en espacio reservado para discapacitados. Tenemos tranzas en todos los sectores de la sociedad, desde el servidor público hasta el empresario, pasando por muchos individuos que abusan de cualquier oportunidad.

Tristemente en México nos hemos acostumbrado a tantas tranzas y trácalas que ya vemos como normal que los kilómetros

que marca el taxímetro nunca fueran de mil metros, o que los presupuestos siempre estuvieran inflados. En particular en las obras públicas donde las cotizaciones y los precios eran por demás ridículos. Hace un par de semanas por ejemplo caminaba a un lado de un pequeño parque donde se mantenía un cartel refiriendo una inversión de más de dos millones de pesos en obra pública en aquel lugar. En el parque no había nada más que un sendero de tierra, no era posible haber gastado 2 millones de pesos para hacer aquellos caminos, de tal vez cien metros lineales, con recursos federales. La burla estaba en atreverse a anunciar lo que alguien se había robado porque en materiales y obra no podrían haberse gastado más de 50 mil pesos, contra los más de 2 millones que se reportaban.

Han sido décadas de saqueos descarados, hasta llegar al límite de la desfachatez con el último gobierno, donde no hubo secretaría que no estuviera plagada de irregularidades y negocios personales de los funcionarios de alto y bajo nivel. Los gobernantes se consideraban dueños de los recursos de la nación y se encargaron de transferir las riquezas del estado a sus cuentas personales, ocultando su rastro tras empresas de papel, con nombres prestados y una amplia y elaborada red de complicidad.

Hoy que un nuevo gobierno comienza a sacar a relucir los trapillos sucios del pasado, nos empezamos a dar cuenta de la inmensa cantidad de mierda que obstruía el funcionamiento de las instituciones. Las tranzas de los gobernantes y servidores públicos en complicidad con muchos otros miembros de la sociedad civil llegaron a un grado de terror. El crimen organizado se queda chiquito en comparación a las mafias de huachicoleros que se han enquistado en los distintos organismos que debieran de administrar al estado.

Tenemos seis años de oportunidad para erradicar de cuajo este mal que nos aqueja. México está enfermo, en nuestro sistema hay un tumor maligno que hay que extirpar. La cirugía no será sencilla pero es necesaria para recuperar la salud, la dignidad y el bienestar. Antes de poder aspirar al progreso y al orden tenemos que dar la batalla contra la enfermedad, la medicina es la honestidad, la educación y el buen ejemplo. 

Sabemos bien que los tranzas son muchos, pero que tan solo representan un pequeño porcentaje de la población. Sabemos que van a defender sus intereses con golpes y patadas, mordidas y rasguños, como lo hace un animal cuando se siente amenazado. Las trácalas se van a terminar, entre todos lo vamos a lograr, no es únicamente una tarea de la policía, de la guardia nacional o de la fiscalía, es el trabajo de todos y cada uno de los mexicanos honestos que aspiramos un mejor lugar para vivir.  Ya no podemos tolerar más huachicol en cualquiera de sus formas, esa palabra tiene que desaparecer de nuestro vocabulario.  

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s